ANTECEDENTES LEGALES E HISTÓRICOS DEL DERECHO A LA VIVIENDA PARA LOS TRABAJADORES.

EL registro más antiguo en México, data de con ley de las clases menesterosas, expedida por el emperador Maximiliano en 1865. Esta ley ya trataba el derecho de los trabajadores del campo a ser provistos de una habitación. Su vigencia solo fue de dos años.

Pero no es sino hasta el constituyente de 1917 que en su artículo 123 fracción XII que llevo al más alto nivel jurídico la obligación constitucional de proporcionar habitaciones sin embargo no fue sino hasta el 1 de mayo de 1970 cuando entraría en vigor una nueva ley federal del trabajo que en su texto incluiría un capítulo especial denominado “habitaciones para los trabajadores”.Con objeto de reglamentarla fracción XII del 123.

Así el 24 de abril de 1972 nace a la vida jurídica la ley que crea al instituto del fondo nacional de la vivienda para los trabajadores.

Con el nacimiento del Infonavit, se consolida el derecho de los trabajadores para obtener una vivienda y así crear un fondo nacional de vivienda. Para lograr dicho fin se estableció como obligación patronal constitucional, la aportación del 5% de sobre el salario base de cotización que obtenga el trabajador por sus servicios prestados al patrón.

Así las cosas se creó a su interior el área de Fiscalización patronal, dotada de facultades jurídicas para auditar el cumplimiento de esta obligación patronal.

FISCALIZACION DE INFONAVIT FUDAMENTOS LEGALES

Lo son los artículos 123 fracción XII de la Constitución Federal, 97, 110, 136, 137, 138 y 141 de la ley federal del trabajo. Los artículos 29 y 30 de la ley del Infonavit, y artículo 3 fracciones I, II y III, del reglamento interior del Infonavit en materia de facultades como organismo fiscal autónomo.

En primer orden les corresponde a los patrones la obligación de enterar la aportación del 5% del salario del trabajador así como la retención de descuento cuando un trabajador tiene crédito de infonavit, de conformidad con el reglamento de inscripción, de pago de aportaciones y entero de descuentos al instituto del fondo nacional de la vivienda para los trabajadores. Sin embargo el Infonavit tiene facultades plenas para hacer cumplir la disposición constitucional de obligación patronal.

Para ejercerse sus facultades de comprobación fiscal en en domicilio del contribuyente patrón, (revisiones de gabinete o visitas domiciliarias previstas por los artículos 42 y 48 código fiscal de la federación en un plazo máximo de 12 meses) este organismo en su actuar debe ceñirse a los principios de legalidad y seguridad jurídica constitucionales que en todo acto de autoridad de prevalecer al introducirse al domicilio y papeles del gobernado.

Así las cosas con sus facultades reglamentadas el Infonavit, puede determinar créditos fiscales debidamente fundadas y motivadas, a los patrones omisos derivado de sus facultades de comprobación fiscal, lo que podríamos considerar como una resolución definitiva y que deben ser emitidas y firmadas por el, o los funcionarios competentes de conformidad al reglamento interior del Infonavit en su carácter de organismo fiscal autónomo de conformidad con el artículo 30 de su ley.

Luego entonces, una vez que el Infonavit emite su resolución definitiva, esta puede ser combatida por el contribuyente (patrón) si su actuar tanto en la vista domiciliaria, como en la determinación del crédito fiscal,no se ajusta a los principios de legalidad, y seguridad jurídica así como debidamente fundada y motivada.

MEDIOS DE DEFENSA

El contribuyente (patrón) podrá presentar el recurso de inconformidad en contra de las resoluciones emitida por el Infonavit, de conformidad con el artículo 52 de la ley de su ley, o bien acudir al juicio contencioso administrativo federal con fundamento en lo dispuesto por el artículo 2 de la ley federal de procedimiento contencioso administrativo, es decir que será optativo para el patrón agotar el recurso de inconformidad.

El recurso de inconformidad deberá interponerse dentro de los 15 días contados a partir del día siguiente de la notificación de la resolución determinativa de crédito fiscal. (Artículo 9 del Reglamento de la Comisión de Inconformidades y de Evaluación).

El juicio contencioso administrativo podrá interponerse ante el Tribunal Federal de Justicia Administrativa, dentro de los 30 días contados a partir del día siguiente de la notificación de la resolución determinativa de crédito fiscal.

En dicho juicio de dilucidara si el acto de autoridad se llevó a cabo ajustado a los principios de legalidad, y seguridad jurídica así como debidamente fundada y motivada.

Substanciado el procedimiento contencioso de forma colegiada (tres magistrados) resolverán si se concede la nulidad lisa y llana de la determinación de crédito fiscal o para efectos, es decir para repetir el acto de autoridad en determinado punto, o bien si confirma la valides de la resolución combatida en contra del Infonavit.

Para el caso de una sentencia de Sala colegiada del Tribunal Federal de Justicia Administrativa, que resuelva la nulidad del acto de la autoridad, la autoridad demandada podrá recurrirla mediante recurso de revisión que deberá ser presentado ante la misma sala Administrativa, a más tardar dentro de los 15 días en que le fue notificada, y que será resuelto por un tribunal Colegiado en materia administrativa.

Caso contrario si la sentencia no favorece al contribuyente podrá este, si así lo determina su abogado defensor, recurrir la sentencia de Sala, mediante el juicio de amparo directo dentro de los 15 días siguientes a su notificación, que será resuelto por el tribunal colegiado en materia administrativa.